Política, Sociedad

China piensa en subir la edad de jubilación a los 65 años

Se llevaba bastante tiempo hablando del tema, pero la puesta en escena (y su llegada masiva a los medios de comunicación) se produjo el pasado 1 de julio. Ese día, en un fórum sobre la forma de contrarrestar el envejecimiento demográfico en China, el investigador gubernamental He Ping (何平) propusó comenzar a aumentar la edad de jubilación a partir del 2016. Según su proyecto, cada dos años la edad de jubilación aumentaría uno, de tal forma que en el año 2045 tanto hombres como mujeres se retirarían a los 65 años.

Debido a su evolución histórica y a una ley que tiene 50 años (cuando la esperanza de vida era mucho menor que hoy, poco más de 40 años), en China (al menos en teoría) los hombres se jubilan a los 60 años, mientras que las mujeres lo hacen a los 55 o incluso a los 50 (si han desarrollado trabajos de fábrica o similares). Es por eso que el país tiene una de las edades de jubilación más jóvenes del mundo.

Edades de jubilación en todo el mundo, diferenciando entre hombres y mujeres entre la edad oficial y la edad real de jubilación. China no sale en las tablas, pero de hacerlo estaría en los puestos más bajos. De todos modos, no conviene olvidar que el sistema de pensiones chino no está tan extendido ni es tan generoso como el de Europa Occidental. Gráfico vía Bits and Pieces.

El investigador He Ping, que fue apoyado por muchos otros expertos gubernamentales, adujo dos motivos principales para aumentar la edad de jubilación: primero, China está perdiendo cada año mano de obra en edad de trabajar, lo que podría complicar el desarrollo económico del país; y segundo, el país está envejeciendo a toda velocidad, con cada vez más personas por encima de los 60 y 65 años.

En cuanto al primer punto, Li Jun (李军), un investigador de la Academia de Ciencias Sociales, ofrecía algunos números: de continuar con las actuales tendencias demográficas, en el año 2050 “sólo” habría  710 millones de chinos en edad de trabajar (entre los 15 y 59 años), lo que supondría un descenso de 230 millones respecto a las cifras de 2010. Es conocido el caso de las fábricas del sur de China, donde cada año se nota más la falta de mano obra.

El segundo punto, el del envejecimiento de la población, lleva discutiéndose desde hace varios años. Numerosos expertos han apuntado la idea de que China podría envejecer antes de hacerse rica, entre otros motivos debido a la política del hijo único. En el censo realizado en el año 2010 se confirmó que la natalidad había bajado en la última década (el crecimiento anual fue del 0,57%, en comparación con el 1,07% entre 1990 y 2000) y que China cada vez contaba con más personas mayores de 65 años, un 8,87% de la población. Según las estimaciones publicadas por The Economist, este número podría llegar al 26% en el año 2050.

Internautas y ciudadanos muestran un rechazo prácticamente unánime

Pocas veces en China una propuesta ha recibido un rechazo tan unánime por parte de ciudadanos, estudiantes e internautas. Sea en entrevistas a pie de calle, en comentarios on-line o en encuestas, los chinos han dejado muy claro que no quieren trabajar más allá de los 60 años. Muchos temen llegar a esa edad con problemas de salud que les imposibiliten seguir trabajando; otros se quejan de las escasas jubilaciones que incluso en esos casos reciben; los más jóvenes piensan que de aprobarse una medida similar disminuirían los salarios y lo tendrían todavía más complicado para incorporarse al mercado laboral; mientras que los más escépitos piensan que el motivo real detrás de esta media podría ser ahorrar en el dinero de las jubilaciones de los ciudadanos. Los expertos dicen que se trata de “una tendencia inevitable”, pero la verdad es que en las últimas semanas no han convencido a nadie.

Encuesta realizada en QQ Weibo y donde participaron más de 200.000 internautas.En ella, un 92,26% está en contra de la propuesta de aumentar la jubilación hasta los 65 años.
Encuesta realizada en QQ Weibo y donde participaron más de 200.000 internautas.En ella, un 92,26% está en contra de la propuesta de aumentar la jubilación hasta los 65 años.

Aprovechando un rechazo popular tan contundente, varias viñetas quejándose de la medida han sido publicadas en los medios chinos y han triunfado en las redes sociales:

Sentado en su sillón, el hombre dice: “¡De verdad que quiero trabajar otros 500 años!”. Los que le llevan sobre sus hombres, en color gris, dicen: “¡De verdad que mañana mismo quiero jubilarme!”. Publicado en Sina Weibo por Chenshi (沉石).

En el sillón de arriba se puede ver la nueva edad de jubilación propuesta, los 65 años. Abajo, el anciano dice: “Trabajar otros diez años… ¡como prolongo yo este cuerpo!”. Vía QQ News.

Cuando el trabajador acude con 60 años a solicitar su pensión (养老金), ésta le responde: “Flexibilizamos la extensión de la recepción de la pensión hasta la edad de…”. Viñeta del diario Xinkuaibao (新快报), vía Herostart.

Viñeta compartida en Sina Weibo por el diario Henan Business Daily (河南商报). A la izquierda, un pobre trabajador tiene que continuar trabajando y dice: “¡Ay! ¡Todavía tengo que trabajar unos años más!”. A la derecha, un funcionario con su gran sello gubernamental se jubila: “De esta forma, ¡todavía puedo vivir bien unos años más!”.

Fuentes

• Beijing Times (Vía Netease)

• Xinjingbao y QQ News 

• Encuesta QQ Weibo (necesitas tener una cuenta para poder entrar)

• Tema en Sina Weibo

email
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Deja un comentario