Educación

Polémica en las escuelas chinas: pañuelos verdes, uniformes rojos

Hace algunas semanas, dos colores y dos prendas de vestir se juntaron para crear un nuevo escándalo en torno a la educación en China. Por un lado, una escuela primaria de la ciudad de Xi´an, en el centro del país, comenzó a repartir entre los peores estudiantes pañuelos de color verde, en claro contraste con el rojo de los que obtenían mejores notas. Educadores, intelectuales y periodistas se quejaron de que esta división entre mejores y peores estudiantes era discriminatoria y podría traer consecuencias negativas en la mentalidad de los pequeños. Brígida M. Herrera Gutiérrez

Los buenos estudiantes, con el pañuelo rojo; los malos, con el verde.
Los buenos estudiantes, con el pañuelo rojo; los malos, con el verde.

Algunos días después, los medios destaparon que una escuela de Baotou, en Mongolia Interior, daba a los mejores estudiantes uniformes rojos que además contenían en la espalda el nombre de una empresa inmobiliaria. Los jóvenes no sólo hacían de cartel publicitario, sino que además destacaban del resto de estudiantes, que vestían los habituales uniformes azules, negros y blancos.

El uniforme rojo marcaba a los mejores estudiantes y servía de soporte para el anuncio de una empresa.
El uniforme rojo marcaba a los mejores estudiantes y servía de soporte para el anuncio de una empresa.

En un artículo publicado en el Beijing Times (京华时报), el periodista Wu Qiao (吴乔) aborda estos dos temas y se queja de esta llegada de la publicidad a las escuelas y del error de separar a buenos y malos estudiantes para convertirlos en símbolos sociales a la vista de todo el mundo. Su artículo ha sido reproducido en los principales portales de Internet (Sohu, Sina) y por el Diario del Pueblo y nosotros lo traducimos a continuación por su interés. Además de demostrar nuevas preocupaciones en las escuelas, este artículo y la repercusión que tuvieron estas dos polémicas en todo el país son también una buena muestra de la facilidad con la que la educación se convierte en un tema de estado en China.

TRADUCCIÓN
La humillación del pañuelo verde y el negocio del uniforme rojo
Wu Qiao (吴乔),  Beijing Times (京华时报)

Sobre el uniforme rojo aparecen unos caracteres que dicen “Estudiante excelente de la Escuela Secundaria nº24 de Baotou, inmobiliaria XX”, dando la impresión de que la empresa y los estudiantes están al mismo nivel. Las escuelas deberían mantenerse lejos de los negocios para mantener limpio y puro el ambiente de estudio.

En Xi´an, los “malos” estudiantes llevan un pañuelo verde. Sin duda alguna, se trata de una humillación que viola la dignidad personal de los alumnos. En Baotou, los estudiantes sobresalientes se ponen un uniforme rojo. En este caso, la humillación ha desaparecido y ha dado paso a la ejemplaridad. Sin embargo, esto tiene otras implicaciones.

El hecho de que en la educación escolar no puedan compararse los “malos” estudiantes no quiere decir que no deba hacerse entre los “buenos”. Si los buenos resultados de los estudiantes se guardasen en secreto, nos parecería estar respetando la privacidad de cada uno, pero ya que es muy fácil caer en la mediocridad, se conseguiría de esa manera que los estudiantes perdiesen la fuerza y el estímulo para mejorar. […] Por decirlo claramente, si estos estudiantes no son capaces de soportar la presión de ser comparados con otros mejores, es muy difícil que puedan tener un desarrollo sano. Precisamente por esto, nuestro sistema educativo debería acostumbrar a los estudiantes a resistir la frustración, a enfrentarse a los contratiempos y a ser capaces de luchar para que finalmente puedan desarrollarse y convertirse en personas de provecho.

Sin embargo, que se permita destacar a los mejores y sentar ejemplo no significa que se deba convertir en una marca de su identidad ni de su vida social. Los estudiantes modelo de una clase sirven de modelo sólo para esa clase; los modelos de un curso sirven sólo de modelo para ese curso; y los estudiantes modelo de una escuela sólo lo son para esa escuela. Esos modelos no deberían ser exportables fuera de su ámbito y no deberían ser aplicados en otros dominios. Y lo más importante: esa calificación a los mejores estudiantes no es necesario que se convierta en una marca de identidad y estatus. Al identificar a los alumnos más brillantes, una parte de ellos puede cambiar y puede alimentarse en ellos un sentimiento de superioridad, abriendo la posibilidad de que aumente también su aceptación de la desigualdad. Además, obtener buenos resultados en la escuela no significa que se vayan a obtener también en la vida real. Hacer a los mejores estudiantes vestir el uniforme rojo implica convertir esa excelencia educativa en parte de la vida de los alumnos, lo que imperceptiblemente afecta a la igualdad entre los estudiantes y a su espacio personal.

[…]

Puede ser que la esencia del problema no sean las decisiones del colegio, sino que el concepto de la educación se ha visto contaminado por los negocios. Lo que más hiere a los ojos del uniforme rojo son los caracteres de “XXX empresa inmobiliaria”. Estos pocos caracteres no sólo utilizan el uniforme para hacer publicidad, sino que convierten a los mejores estudiantes en carteles publicitarios en sí mismos. En resumen, un grupo de personas con una mentalidad comercial han utilizado a los buenos estudiantes y sus valores, una mentalidad que comprende toda la sociedad y que llama la atención de todos, para hacer un anuncio publicitario.

En el lenguaje de la publicidad, los valores que guían las acciones de un estudiante sobresaliente ya se han perdido. Es más, parecen un truco o un juego divertido. Los caracteres sobre el uniforme rojo que dicen “Estudiante excelente de la Escuela Secundaria nº24 de Baotou, inmobiliaria XX” dan la impresión de que la empresa y el estudiante están al mismo nivel. Este hecho no sólo es ineficaz sino que además no tiene sentido. Las escuelas deberían mantenerse lejos de los negocios para mantener limpio y puro el ambiente de estudio.

Fuente

► Beijing Times (Vía Netease): 绿领巾是羞辱红校服是商业

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 5.0/5 (2 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
Polémica en las escuelas chinas: pañuelos verdes, uniformes rojos, 5.0 out of 5 based on 2 ratings
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Acerca de Brigida M. Herrera Gutiérrez

Brígida Herrera Gutiérrez es Licenciada en Traducción e Interpretación y especializada en la enseñanza de idiomas a alumnos sinohablantes. Ha trabajado en distintos centros educativos de Xi´an y Tianjin durante los últimos 3 años y desde 2011 colabora como traductora en ZaiChina. [Más artículos de Brígida Herrera Gutiérrez]

Comentarios Cerrados

Los comentarios están cerrados. No podrás dejar un comentario en esta entrada.